El Comité Olímpico Australiano emitió especialmente un comunicado para quejarse de una Villa, a la que no ve ni “segura” ni “lista” para ser habitada.

Los problemas encontrados incluyen “baños bloqueados, tuberías que gotean, cables de electricidad expuestos, escaleras oscuras sin instalaciones de luces y suelos sucios”, señaló la jefa de misión australiana, Kitty Chiller, quien sostuvo que las delegaciones de Reino Unido y Nueva Zelanda tuvieron experiencias similares con sus instalaciones.

La televisión brasileña mostró a los atletas marchándose de la Villa el mismo día en que ésta abría sus puertas en Barra da Tijuca, uno de los barrios más acomodados de la metrópoli brasileña, para los cerca de 10 mil atletas de más de 200 países que participarán en los Juegos Olímpicos y Paralímpicos.

El Comité Organizador de Río 2016 admitió poco después los problemas. “Cuando las habitaciones empezaron a ser usadas en los edificios, quedó claro que algunas de las habitaciones necesitaban trabajo adicional”, dijo el comité en un comunicado.
Grupos de trabajadores “han trabajado toda la noche y seguirán trabajando 24 horas al día hasta que los problemas estén resueltos”, prometió el Comité. “Lamentablemente consideramos que eso tardará unos días”.

Los organizadores aseguraron además que reubicarán a los atletas cuyas habitaciones no estén listas en otros edificios. Según el diario “Folha de Sao Paulo”, el Comité contrató a 500 empleados extra para trabajar en las obras inconclusas.

El diario agregó que las delegaciones de Estados Unidos, Italia y Holanda pagaron de su propio bolsillo trabajos poner a punto sus habitaciones.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x