Durante 30 años, un hombre de 43 años residente de la ciudad germana de Bayreuth, permaneció aislado en casa de sus padres luego de que las autoridades de su colegio decidieran que no podía asistir a clase.

«No sabemos exactamente cuánto tiempo vivió allí sin contacto regular con el mundo exterior. Tampoco conocemos si tuvo o no la oportunidad de salir de casa», admite un portavoz policial.

De acuerdo a las investigaciones, el varón no cometió delito alguno, ni sus padres lo obligaron a permanecer dentro, sólo dejo de querer salir, así, sin más. Por ello, su madre optó por respetar su decisión y protegerlo.

Aunque el sujeto no muestra signos de malnutrición, ha sido ingreso al hospital para algunos chequeos médicos, así como para que un terapeuta lo trate, como afirma RT.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x