Es de mencionar que con la modificación del código, 250 jóvenes que cometieron delitos de alto impacto podrán quedar libres con antelación ya que las penas se redujeron a cinco años.

Jorge Abraham Alvídrez señaló que como parte de las estrategias del Tribunal Superior de Justicia se encuentra la de acercar a los padres de familia con los jóvenes que en su momento cometieron algún acto ilícito para acompañarlos en el proceso de readaptación.

Destacó el magistrado que la mayoría de los jóvenes que van a quedar libres, ya tienen la mayoría de edad por lo que deben hacerse responsables de los actos que cometieron ya que, de caer de nuevo en delitos, habrá una prisión para adultos esperándolos ya que lo primordial para el TSJ es garantizar la justicia para los chihuahuenses.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x