Fuentes policiales consultadas por el sitio especializado en el mundo de la farándula señalaron que alrededor de las 13:20 horas locales recibieron una llamada en la que se solicitaba un chequeo de asistencia social para el rapero, quien presentaba conducta “errática” durante su estancia en la casa de su entrenador, Harley Pasternak.

El esposo de la socialité Kim Kardashian tuvo que ser esposado a una camilla para ser trasladado al hospital, ya que según TMZ, cuando los paramédicos llegaron, él ya estaba más tranquilo, pero se negaba a ser llevado al hospital.

Fuentes cercanas al rapero dijeron a TMZ que en la casa de su entrenador, West recibía tratamiento de un médico por privación de sueño.

La hospitalización de West ocurre después de la cancelación de una gira que tenía programada y en medio de una polémica por sus declaraciones contra Beyoncé y Jay Z; así como la influencia de Facebook y Google sobre las elecciones en Estados Unidos. Incluso, en uno de sus conciertos se pronunció a favor del muro fronterizo entre México y EU; asimismo, pidió no tomarse muy a pecho el tema del racismo, pues siempre ha existido.

“Este mundo es racista, ¿ok? Vamos a dejar de distraernos y no concentrarnos en eso tanto. Estamos en un país racista y punto”, comentó.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x