Ismos: La falta de trabajo político de Corral

 

Por La Fare

Cuenta Óscar Nieto Burciaga que cuando fue diputado federal en 1991, por cierto ganando al actual gobernador Javier Corral, en una contienda política que era la primera para los dos, fue invitado a Los Pinos.

Eran diez los invitados, todos diputados y todos del PRI. El anfitrión del almuerzo los recibo en la puerta. Ahí, en la puerta del amplio comedor, el presidente Carlos Salinas de Gortari los recibía a todos con un saludo de mano y se dirigía a ellos por su nombre.

“Muy buen trabajo el del Tercer Distrito de Juárez, Oscar”, recuerda que le dijo el presidente, quien se tomaba la molestia de cabildear el personal de las reformas a la Constitución que habían esperado los tres primeros años de su sexenio, entre ellos el cambio al artículo 33.

Lo platicado por Nieto Burciaga viene al caso, porque apenas el lunes pasado el gobernador Javier Corral, recibió un duro revés en el Congreso local: la reestructuración de la deuda de 20 mil 400 millones de pesos, tuvo que se eliminada de la orden del día porque no habían consensado su aprobación, no obstante que la misma, tiene sólo bondades para Chihuahua y los chihuahuenses, ya que ahorraría casi un millón de pesos al día en puros interés, algo así como 300 millones de pesos por año.

La reestructuración podría servir para paliar los muchos problemas que tiene nuestra entidad… sólo ganancias y ni así logró el consenso de sus propios diputados.

Otra de las iniciativas que tuvo que ser retirada porque no se garantizaba su aprobación, fue la creación del Sistema estatal Anticorrupción, que de ser rechazado como se vislumbraba habría que esperar un año más para volverlo a llevar al pleno, según marca el reglamento interno del Poder Legislativo en nuestra entidad.

Es evidente que la especialidad de Javier Corral, es la política política, ¿entonces que pasó? Es de suponer por lo que desde fuera de palacio se puede ver, que el gobernador no está haciendo lo que a hacho toda su vida: política.

El que no hubieran sabido acercarse ni siquiera a sus propios diputados, por supuesto me refiero a los panistas, parece dar la razón a sus detractores que lo tratan de soberbio. Esta es una lección para el gobernador, por el bien de Chihuahua, ojalá y aprenda algo de ella. El quinquenio está en sus albores, hay tiempo, los chihuahuenses necesitan saber que no se equivocaron, que Corral no era el mal menor, sino la mejor opción…muy pronto lo sabremos.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x