Empleando una tecnología llamada Rapid and Accurate Image Super-Resolution (RAISR por sus siglas en inglés, que se puede traducir como «Superresolución rápida y precisa de imágenes), Google puede enseñar a sus inteligencias artificiales, o redes neuronales, a obtener fotos de mayor resolución a partir de otras con menos calidad de forma.

Lo más importante de este innovación es su eficiencia. Las técnicas para mejorar fotos ya existen, pero exigen ordenadores muy potentes y muchos recursos, por lo que se queda solo en grandes empresas y no se puede usar a nivel usuario.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x