La joven argentina, de 24 años, se llamaba Joanna Birriel y era oriunda de la provincia de Misiones.

Birriel había llegado a Guatemala en 2011 y se dedicaba a proyectos ambientales, además de ser conocida como modelo. Fue asesinada dentro de la prisión mientras sostenía una reunión con Byron Lima, momento que se produjo en simultáneo con el ataque.

Según informó el gobierno guatemalteco, el enfrentamiento se desencadenó a raíz del grupo del narcotraficante Marvín Montiel Marín, alias «El Taquero», quien estaba recluido por el asesinato el 26 de abril de 1998 del obispo católico Juan Gerardi Conedera, un luchador por los derechos humanos. La disputa arrancó con el lanzamiento de una granada en contra de Lima, como parte de la disputa por el control de la cárcel, según consignaron EFE y el portal Siglo.21.

Montiel Marín, a quien las primeras hipótesis le asignan la responsabilidad del ataque, cumple una pena de 820 años de prisión por la matanza de 16 turistas, 15 de origen nicaragüense y un holandés.

La agresión se produjo cuando al menos 125 personas, entre ellas niños y mujeres embarazadas, se encontraban en el interior de la cárcel visitando a sus familiares, las que fueron evacuadas en un operativo en el que participaron mil agentes, entre policías, guardias y militares.

Lima era uno de los presos más poderosos del país. Había participado del asesinato del obispo Gerardi junto a su padre, el coronel retirado del Ejército Byron Lima Estrada, y el sacerdote Mario Orantes, quienes ya recuperaron su libertad. En ese crimen también estuvo implicado el especialista Obdulio Villanueva, quien fue asesinado en 2003 durante un motín en la cárcel.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x