Delicias.- Un padre de familia y dos niños fueron los inocentes que murieron acribillados a balazos luego que la policía abatiera a un secuestrador identificado como Juan Carrasco.

Fue esta madrugada de jueves que las calles del fraccionamiento del sector norte de la ciudad, se convirtió en una zona de guerra.

Ante ello, las familias no salieron a trabajar ni a llevar a sus hijos a la escuela. Se quedaron encerrados en sus viviendas debajo de los muebles.

A Juan Carrasco se le vincula con "las autodefensas michoacanas", según la policía.

Su cuerpo quedó al interior de un domicilio del fraccionamiento La Labor, en el sector norte de la ciudad. Las versiones referían que el plagiario se refugió en un domicilio donde estaba un padre de familia y sus dos hijos, quienes habrían muerto en el fuego cruzado.

Cabe mencionar que la gente reportó balazos en diferentes sectores de la ciudad, como un enfrentamiento entre dos bandos.

El caso de las autodefensas de Michoacán, surgidas el 24 de febrero de 2013 contra el crimen organizado que azolaban los estados de Michoacán Guerrero y Jalisco. Eran de la sociedad civil que se organizaron para defenderse.

Los ciudadanos recurrieron a las armas “en defensa propia, cansados de los crímenes y abusos de los Templarios y de la inacción o complicidad de los gobiernos”.