A más de un año de la golpiza que le propiciara en el rostro Radamés de Jesús, Yared Licona, La Wanders Lover, se reencontró por primera vez con el también padre de su hija Radha, a quien le puso una demanda por golpearla.

“Ya pasó el tiempo del problema que tuvimos y por la niña llegamos a un acuerdo y se firmó el perdón en el juzgado, es el papá de mi hija y como se haya portado conmigo eso yo no lo puedo juntar con su comportamiento como padre, que ha sido excelente.

“Nos vimos hace un par de meses en un juzgado de Querétaro y hubo sentimientos encontrados de mi parte porque después de tanto tiempo de que no nos veíamos, sí me sentí extraña.

“Vivimos juntos muchas cosas cuando éramos pareja y después de no vernos durante más de un año, sentí un hueco en el estómago, pero nos tuvimos que ver porque tenemos un fin en común que es nuestra hija”.