En su discurso durante la ceremonia que conmemora el 79 aniversario de la Expropiación Petrolera en México, el presidente Enrique Peña Nieto mencionó que aquellos que no están de acuerdo con la reforma energética es por irresponsabilidad y desconocimiento.

“Es por irresponsabilidad apostándole al aplauso fácil, sin importarles que se seque nuestra producción petrolera y que se vean comprometidas las finanzas y la viabilidad de Pemex o por desconocimiento, porque no se han dado cuenta de que el contexto petrolero a nivel mundial ha cambiado, ahora ninguna petrolera asume sus proyectos por sí sola, por los riesgos que esto implica a su patrimonio”, mencionó el mandatario mexicano.

También aseguró que México necesitaba socios para aplicar tecnología de punta, así como compartir costos y riesgos y sumar recursos, puesto que la exploración y extracción de petróleo en aguas profundas es algo complejo y se realiza bajo condiciones adversas.

“México necesitaba enfrentar con visión los desafíos energéticos del siglo XXI, como lo hizo hace 79 años”, aseguró Peña Nieto.

El presidente hizo hincapié en los beneficios que la reforma energética traerá al país, entre los que destacó la creación de empleos, la modernización de la industria, mayores ingresos para el Estado y el crecimiento económico del país.

“Hace dos años y medio había solo una empresa petrolera en México, hoy son 48 empresas nacionales e internacionales que ya participan en esta tarea. Hace dos años y medios no había competencia en el transporte y la comercialización de gas natural, hoy hay 24 empresas dentro de estas actividad”, puntualizó el presidente.