El presidente estadounidense Donald Trump pedirá al Congreso mil 500 millones de dólares en el presupuesto especial de 2017 para la construcción del muro fronterizo con México, recursos de la partida general de 30 mil millones en defensa y seguridad nacional.

Estos primeros recursos servirían para poner a prueba “casos piloto” de las medidas más eficaces, para cubrir diferentes terrenos y áreas a lo largo de la frontera sur de Estados Unidos; es decir, para el diseño del muro.

El Departamento de Justicia contempla un equipo de 20 abogados para la obtención de tierras donde se realizará la construcción, y otro equipo de 20 litigantes, con sus respectivos auxiliares, para ayuda en juicios migratorios.