Según el registro de la propia Dirección Ejecutiva de Administración (DEA), en poder de El Universal, en la lista se encuentran al menos 33 personas que no han presentado documentación que soporte sus estudios o no han obtenido su título académico como lo requiere su plaza y cuyo salario oscila entre 39 mil y 110 mil pesos.

Por ejemplo, en la oficina del consejero presidente del instituto, Lorenzo Córdova, labora la secretaria Norma Verdín, quien tiene una carrera comercial con un sueldo bruto de 74 mil 11 pesos, aunque de acuerdo con el documento que tiene este diario, no entregó papeles que respalden ese nivel académico.

Ahí hay una secretaria más con sólo bachillerato, quien percibe un salario de 39 mil pesos, además de dos choferes con sueldo de 39 mil pesos.

En contraste a lo que gana un chofer del INE, en la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) reciben un salario que no es superior a 24 mil pesos mensuales, incluyendo compensaciones y prestaciones; mientras que un chofer particular recibe alrededor de 20 mil pesos, según datos consultados por este diario.

En la Secretaría Ejecutiva del instituto labora la secretaria privada Elsa Elia Solís, quien percibe un sueldo bruto de 102 mil 777, pesos con solamente bachillerato.

En esa situación se encuentran diversos asesores de consejeros electorales. Marina Ávila, asesora del consejero Marco Antonio Baños, recibe 110 mil pesos mensuales y no ha comprobado la conclusión de sus estudios.

El otro caso es el de Concepción Lucas, asesor del consejero electoral Arturo Sánchez, con secundaria terminada y un sueldo de 50 mil 23 pesos.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x