Pero científicos que llevan cuatro décadas estudiando el esqueleto de Lucy han llegado a la hipótesis de que «probablemente» murió al caer de un árbol, conclusión que sacaron al analizar las fracturas de los huesos, según publica este lunes la revista Nature.

Lucy está dentro de los más completos y antiguos esqueletos de homínidos antecesores de los humanos. En el estudio los investigadores proponen que las causas de muerte fueron «un evento de desaceleración o impacto de una caída desde una altura considerable que produjo múltiples fracturas del esqueleto».

«Nuestra hipótesis es que Lucy extendió el brazo para tratar de amortiguar la caída», declaró a la AFP John Kappelman, antropólogo de la Universidad de Texas, Austin, donde estuvo durante 10 días el fósil en 2007. Allí los científicos hicieron tomografías computarizadas para estudiar de cerca las partes del esqueleto.

Estudiando el fósil y los escáners 3D, Kappelman observó que el húmero izquierdo (uno de los huesos del brazo) estaba roto de una forma inusual. «Ese tipo de fractura se produce cuando la mano toca el suelo en el momento de una caída» y esta afecta a los elementos del hombro, creando «una firma única» al nivel del húmero, señala el estudio.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x