‘Nacho’ impedido para laborar en la ASE: Armando Valenzuela

Chihuahua.- El encargado del despacho de la Auditoría Superior del Estado (ASE), Armando Valenzuela Beltrán, señaló que el decreto emitido por el Congreso del Estado donde otorga un nombramiento a Ignacio Rodríguez, no ha sido publicado en el Periódico Oficial del Estado, y por lo tanto no ha surtido efectos legales ni constitucionales.

Es por ello que jurídicamente Rodríguez Bejarano, no puede legalmente y está impedido para realizar acciones propias de la Auditoría Superior, situación que dejaba a esta institución en una situación de riesgo operativo y legal.

Valenzuela Beltrán dijo que está situación es responsabilidad exclusiva del Congreso del Estado, ya que a pesar que los legisladores conocen de la inelegibilidad de Ignacio Rodríguez –por no cumplir con los requisitos de la convocatoria emitida por el mismo Congreso–, y de que su nombramiento no ha surtido efectos legales porque no se ha publicado el decreto en el Periódico Oficial del Estado, han dejado transcurrir los hechos sin percatarse del peligro jurídico en el que están dejando a la Auditoría Superior del Estado, como órgano técnico, autónomo e independiente del poder legislativo.

Ante este vacío y pasividad legislativa, la Auditoría Superior del Estado debe retomar su carácter constitucional y trabajar normalmente como órgano técnico, autónomo e independiente del poder legislativo de Chihuahua, ya que Constitucionalmente no puede estar fuera de este marco legal, por lo que en base a la ley, retomó sus actividades como encargado del despacho, cargo que le fue encomendado por el propio Congreso del Estado, según el DECRETO NO. LXV/NOMBR/0273/2017 I D.P., y que fue publicado el  miércoles 15 de febrero del 2017, el cual es el único vigente hasta la fecha, de acuerdo con la Constitución Política del Estado de Chihuahua.

Una de las actividades que corre riesgo dentro de las labores normales de la ASE, es lo relativo a las revisiones y auditorías que deben realizarse a las cuentas públicas del 2016 del gobierno del estado y los 67 municipios, donde el poder ejecutivo y el propio poder legislativo, han señalado que se presentaron denuncias de graves irregularidades por desvíos de fondos, mismas que de no sustentarse debidamente por una auditoría, podrían quedar sin efecto por ilegítimo, con el consiguiente perjuicio a los intereses de todos los chihuahuenses.

Para el encargado del despacho de la ASE, Armando Valenzuela Beltrán, su labor fundamental en estos momentos es retomar estas actividades, y reiniciar con una auditoría a fondo de las cuentas públicas del 2016 de todos los entes que manejan recursos públicos, como son el gobierno del estado, los municipios y los organismos descentralizados.

De no retomarse de manera urgente las actividades normales de la ASE, se corre el riesgo que se pase por alto posibles desvíos de recursos y actos indebidos dentro de la administración pública durante el 2016, con la consecuente impunidad y el daño al patrimonio de los chihuahuenses.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x