Así fue la patada más violenta del año en la Libertadores

El certamen del clubes más importante del continente americano como lo es la Copa Libertadores, comenzó con todo en esta edición 2018, pues en los primeros encuentros se han dado resultados sorpresivos, jugadas vistosas y grandes goles, sin embargo, lo que acaparó la atención de todo mundo fue la patada más violenta del año protagonizada por el mediocampista Germán Gutiérrez.

 El futbolista colombiano, Germán Gutiérrez, no supo medir del todo bien su fuerza al grado de propinarle una terrible patada a la altura del pecho al volante brasileño Bruno Henrique en duelo entre el Junior de Barranquilla y Palmeiras, correspondiente al Grupo H.

https://twitter.com/GolDeVestuariOK/status/969444772757819392

La violenta patada del jugador quedó grabada para la televisión para posteriormente hacerse viral en las distintas redes sociales, pues dicha entrada es muy parecida a la que hizo en la final del Mundial Sudáfrica 2010, el holandés Nigel De Jong.

La patada y expulsión
El cronómetro marcaba apenas los nueve minutos del partido, cuando ambos futbolistas disputaron un balón que estaba botando, sin embargo, Germán Gutiérrez, elevó demasiado el pie y terminó por incrustárselo en el pecho a Bruno Henriquez.

La violenta jugada le quedó a unos escasos metros al árbitro central, por lo que este no dudó en tomar la decisión y mandó muy temprano a las regaderas al futbolista colombiano que pese a reclamar, de nada le sirvió, pues su entrada era merecedora del cartón rojo.

Sin duda alguna, la expulsión de Germán Gutiérrez, repercutió mucho en el encuentro ya que el Junior de Barranquilla, se vio a la obligación de jugar prácticamente todo el partido con uno menos.

Related Post