“Espero que exista una relación cordial, de respeto, que le beneficie a Chihuahua, a veces el discurso lo siento un poco discordante, un poco todavía de campaña, pero ahora si que la responsabilidad única y exclusiva es de tratar de mantener una buena relación”, detalló.

Dijo no estar hablando de una relación de afecto más allá de la política, sino de una elación que pueda traer beneficio a Chihuahua, porque “el gobernador debe privilegiar eso, hacer política y la política se hace teniendo comunicación, dejando la campaña atrás, el proceso electoral ya terminó, el Trife ya determinó que él es el gobernador y hay que seguir adelante”.

Esto para que se consoliden temas como “el de la educación que se consolidó en este sexenio, el del crecimiento económico que también lo hubo, y seguir trabajando el tema de seguridad en el que todos debemos participar no sólo las autoridades sino también los ciudadanos”, concluyó.

Related Post