De acuerdo con la Comisión Nacional Forestal (CONAFOR), en 2016 la entidad enfrentó 701 incendios con un saldo de 13 mil 353 hectáreas afectadas por el fuego, mientras que en el periodo mencionado el comportamiento promedió 925 incendios por año y 26 mil 526 hectáreas afectadas.

De las 13 mil 353 hectáreas afectadas, 213 fueron de arbolado adulto, 609 de renuevo y 2 mil 797 de arbustivo; otras 5 mil 650 hectáreas de material herbáceo, 4 mil 33 de hojarasca y solo 50 de suelo orgánico.

Para lograr esta disminución la CONAFOR invirtió 3 millones 286 mil 800 pesos en la conformación de 43 brigadas rurales ubicadas estratégicamente en Guadalupe y Calvo, Bocoyna, Balleza, Guachohi y Ocampo.

“Los brigadistas son nuestro primer filtro, ellos realizan un monitoreo por las regiones boscosas de difícil acceso a las que sólo se puede llegar caminando. Cuando se percatan de algún incendio inician el combate del fuego y, en caso de que el incidente los rebase, informan a las autoridades correspondientes para recibir apoyo”, explicó el gerente estatal de la CONAFOR, José Bernardo Ruiz Ceballos.

Además de las brigadas permanentes de la CONAFOR, en coordinación con Gobierno del Estado, las Unidades de Manejo Forestal (UMAFORES) y los ejidos beneficiarios del programa Pago por Servicios Ambientales, se conformó un total de 104 brigadas que atendieron los siniestros hasta el pasado nueve de septiembre.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x