Saliendo del ‘after’ de una fiesta de Bolt en Londres a las 4 de la mañana, el cantante canadiense lucía muy acabado.

Vistiendo un par de anteojos y una gorra blanco y negro, el cantante se dejó ver algo demacrado luego de divertirse por la noche.

Al parecer para continuar la fiesta, un trío de bellas jóvenes llegaron a su hotel. Pero las chicas fueron retiradas por el personal de seguridad. Tal vez Justin estaba demasiado cansado.

El trío llevaba diminutos y entallados vestidos, así como abrigos, con los cuales esperaban en las puertas del hotel, donde no pudieron entrar pese a hacer numerosas llamadas.

Al final, sin tener éxito, las chicas tuvieron que retirarse, intentando ocultar su identidad.

Related Post

Suscribirse
Notificar de
0 Comentarios
Retroalimentación En Línea
Ver todos los comentarios
0
Deseas comentar esta nota? Deja tus comentariosx
()
x